En oro de 18 quilates y suave acero inoxidable, estos nuevos relojes se suman a una icónica colección

En la Feria de Baselworld de este año, OMEGA presentó un nuevo reloj que recuerda el diseño de su icónico predecesor. El Speedmaster ’57 ha sido diseñado para experimentar nuevas experiencias por su cuenta.

Inspirado en el diseño del primer OMEGA Speedmaster de 1957, el Speedmaster ’57 tiene unas asas rectas que salen directamente de la caja y el brazalete recuerda a la del reconocido cronógrafo. La caja, de 41’5 mm, mezcla oro con acero inoxidable, una combinación atemporal.

La esfera negra cuenta con dos subesferas, en lugar de las tres que normalmente se asocian al Speedmaster. Esta diferencia se debe a la colocación de los contadores de 12 horas y 60 minutos en la misma subesfera, a las 3 en punto, lo que permite una lectura cómoda e intuitiva del cronógrafo. La segunda subesfera, situada a las 9 en punto, es un contador de segundos. El bisel, en oro de 18 quilates, es fácilmente reconocible, gracias a su conocida escala taquimétrica.

Dotado con el Calibre OMEGA Co-Axial 9300 –el primer calibre Co-Axial exclusivo de OMEGA que incorpora función de cronógrafo–, el Speedmaster ’57 combina una imagen vintage con un movimiento revolucionario. Esta increíble tecnología puede admirarse a través del cristal de zafiro de la parte trasera de la caja.

La fiabilidad del Calibre OMEGA Co-Axial 9300 es tan sobresaliente que el Speedmaster ’57 se entrega con una garantía total de cuatro años y es resistente al agua hasta los 100 metros.