Jaeger-LeCoultre y la UNESCO organizan un evento en Nueva York para la promover la preservación de los 47 sitios marinos que aparecen en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO

El 22 de abril, en el 45º aniversario del Día de la Tierra – una fecha simbólica que invita a reflexionar sobre las cuestiones medioambientales de nuestro planeta – Jaeger-LeCoultre y el Programa sobre el Patrimonio Mundial Marino de la UNESCO organizaron un evento especial en la boutique de Jaeger-LeCoultre en Nueva York para destacar la importancia del Parque Nacional de la Bahía de los Glaciares (EEUU), uno de los sitios marinos inscritos en el Patrimonio Mundial Marino de la UNESCO.

Philippe Bonay, el Presidente de Jaeger-LeCoultre en Norte América y Fanny Douvere, la Coordinadora del Programa sobre el Patrimonio Mundial Marino, invitaron a los asistentes y amigos de la marca a vivir la experiencia y el viaje a la Bahía de los Glaciares para descubrir el compromiso de la marca para proteger los 47 lugares marinos que aparecen en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO. Jaeger-LeCoultre y la UNESCO estrenaron un corto sobre el Parque Nacional llamado The Guardians, que reconoce el trabajo de científicos y colaboradores que ayudan a preservar este lugar. Una exposición fotográfica del galardonado fotógrafo Mark Kelley fue exhibida en la boutique durante la 5ª Semana de la Relojería de Madison Avenue, del 20 al 25 de abril.

“Este evento tan especial en la boutique de Nueva York en la celebración del Día de la Tierra era una oportunidad única para compartir algunos de los resultados que hemos podido lograr gracias a esta asociación. En el transcurso de nuestra cooperación, no sólo hemos duplicado el área marina protegida por la Convención del Patrimonio Mundial.

pero asegurado el primer plan de conservación de 35 años para emblemática Gran Barrera de Coral de Australia, una red mundial de 47 directores que comparten las mejores prácticas y soluciones y un ambicioso plan de trabajo para los próximo años dirigido a conservar el segundo arrecife de coral más grande del mundo (en Belice) de la Lista del Patrimonio Mundial en Peligro. Nada de esto hubiera sido posible sin el apoyo de Jaeger-LeCoultre y esperamos poder ofrecer muchos más éxitos de la mano a Jaeger-LeCoultre”, explicó Fanny Douvere Coordinadora del Programa sobre el Patrimonio Mundial Marino.

El apoyo que Jaeger-LeCoultre ofrece para la conservación de los sitios marinos del Patrimonio Mundial de la UNESCO es parte de una misión dedicada al mantenimiento
de algunos de los lugares más preciados de nuestro planeta cuya desaparición sería una pérdida irreparable para la humanidad.

Forma parte de la historia de la asociación entre Jaeger-LeCoultre y la UNESCO con #JLCandUNESCO

Unete a la historia de nuestra boutique de Nueva York con #JLCinNYC

Programa Marino del Patrimonio Mundial:

http://whc.unesco.org/en/marine-programme/

Jaeger-LeCoultre continúa su compromiso solidario

Con nuestro planeta en la Bahía de los Glaciares, uno de los sitios marinos inscritos en el Patrimonio Mundial de la UNESCO

Desde 2008, Jaeger-LeCoultre y la UNESCO colaboran activamente para proteger 47 sitios inscritos en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO. Jaeger-LeCoultre brinda su apoyo para la conservación de estos irremplazables tesoros marinos, como parte de su compromiso con la salvaguardia de los más preciosos recursos de nuestro planeta.

Para destacar su compromiso a largo plazo, la Manufactura ha producido un film basado en el Parque Nacional de la Bahía de los Glaciares, ubicado en EEUU, llamado The Guardians.

En él, se celebra la dedicación de los científicos y todas las personas que trabajan de manera efectiva para la conservación de este lugar.

La Grande Maison y la UNESCO han elegido el día hoy, 22 de abril, el 45º aniversario del Día de la Tierra para destacar la asociación y desvelar este video en la boutique Jaeger-LeCoultre de Nueva York. Una fecha muy simbólica que invita a la reflexión sobre los problemas medioambientales.

Una verdadera inspiración para todos los defensores de la preciosa vida marina, este parque fue una elección obvia para Jaeger-LeCoultre. No sólo cobijan algunos de los últimos glaciares y vastos campos de hielo no polares de nuestro planeta, sino que también alberga un bosque espectacular al lado del océano con impresionantes fiordos.

La Bahía de los Glaciares es el hogar de muchos mamíferos marinos como delfines, focas, leones marinos, y varias especies de ballenas, así como las nutrias marinas cuya valiosa piel causado casi su extinción hace varios siglos.

El compromiso de Jaeger-LeCoultre ha aumentado la conciencia entre el público en general de la necesidad de preservar nuestro precioso patrimonio marino. El programa ha ayudado a duplicar la zona marina protegida por la Convención del Patrimonio Mundial y establecer una importante red de administradores de sitios marinos que ponen en común sus esfuerzos y sus buenas prácticas.

El fotógrafo de Alaska y explorador Mark Kelley, quien ha pasado más de 200 días en el Parque Nacional de la Bahía de los Glaciares, se ha unido a Jaeger-LeCoultre y la UNESCO, llevando el reloj Geophysic® 1958, para capturar el ecosistema único de la región y observar los esfuerzos realizados por científicos y gestores de proyectos que trabajan para preservar el sitio.